La auditoría energética sirve como herramienta para que empresas, hogares y comunidades puedan conseguir ahorrar energía y dinero de forma simultánea, así como analizar mediante el trabajo de un Perito Ingeniero, si un inmueble está correctamente construido.

En algunas ocasiones, para la realización de Proyectos de Obra, se precisa de la realización de una auditoría energética para cumplir con los requisitos estipulados. Del mismo modo, tener conocimientos relacionados con otras áreas de energía como la fotónica, también permite realizar periciales con más información.

Perito INGENIERO pedir presupuesto

Qué es una auditoría energética

Una auditoría energética se define como el proceso mediante el cual se elabora un estudio de los flujos de energía en un edificio, proceso o sistema, a fin de vislumbrar una serie de oportunidades en cuanto al ahorro y eficiencia energética.

A partir de un estudio en profundidad se elabora un plan de acción donde se aplican diferentes actuaciones para que el consumo sea menor. En este sentido, la mayor eficiencia en el consumo energético tiene un efecto directamente proporcional en el ahorro económico.

Auditoría energética obligatoria

Están obligados a realizar una auditoría energética aquellas empresas que al menos cumplan dos ejercicios consecutivos con la condición de gran empresa, es decir, al menos 250 trabajadores. También están obligadas las empresas que, aun sin ser gran empresa, tengan un volumen de negocio mayor a 50 millones de euros y un balance mayor a 43 millones de euros. También es obligatorio para los grupos de sociedades definidos según el art. 42 del Código de Comercio.

Normativa

El 2 de febrero de 2016 se aprobó en España el Real Decreto 56/2016, en el cual se encuentra lo referente a las auditorías energéticas y la eficiencia. Esta normativa obliga a elaborar auditorías energéticas a las empresas que cumplen las condiciones mencionadas en el apartado anterior. Según el Ministerio de Industria,  La normativa constituye “una medida dirigida a impulsar el ahorro y la eficiencia energética contribuyendo de manera decisiva a alcanzar los objetivos de la Unión Europea”.

Cómo hacer una auditoría energética

La elaboración de la auditoría energética sigue el siguiente procedimiento:

  1. Identificación y encuentro entre los responsables del edificio y auditores energéticos.
  2. Primera recogida de información y planificación sobre las etapas de la auditoría.
  3. Se argumentan las causas o motivos de la realización de la auditoría, presentando un documento sobre la situación de la organización auditada.
  4. Descripción constructiva del edificio según los criterios del Código Técnico de la Edificación.
  5. Auditoría sobre los elementos constructivos, teniendo en consideración su posible modificación.
  6. Auditoría sobre los elementos energéticos, llevando a cabo inventario, descripción, localización y recopilación de datos energéticos básicos, así como recabar los datos del gasto energético y del gasto económico producidos.
  7. Elaborar preguntas de auditoría que den a conocer todo lo relativo a los diversos ámbitos energéticos identificados.
  8. Elaboración y cuantificación de un listado de propuestas de mejora, las cuales reflejan el ahorro que implica su implantación, en términos energéticos (kWh/año), medioambientales (kgCO2/año) y económicos (€/año).
  9. Emisión del informe final que se entrega al cliente.
  10. Acreditación de la veracidad del informe y puesta en conocimiento de las entidades normativas.

Quién puede certificar la eficiencia energética

La auditoría energética es realizada por el Auditor energético o Auditor Jefe. Esta figura es un profesional multidisciplinar, Perito Ingeniero o Perito Arquitecto, con conocimiento sobre las carencias en eficiencia energética de un edificio.

El Auditor Jefe también puede conformar un equipo auditor, formado por profesionales que apoyan al Auditor Jefe garantizando la veracidad de los datos obtenidos. Pueden ser especialistas en electricidad o en medición y obtención de datos. También puede estar compuesto por individuos de entidades externas.

Cómo calcular la eficiencia energética

A la hora de analizar la eficiencia energética de un edificio se tiene en consideración una serie de factores:

  1. Consumo energético. Mediante facturas de periodos anteriores y contadores.
  2. Análisis de la red eléctrica. Evaluando la energía reactiva que no es aprovechada para el consumo.
  3. Envolvente. Situaciones donde se pueden ocasionar pérdidas de energía: cerramientos mal aislados, huecos o puentes térmicos.
  4. Iluminación. Valorar la potencia consumida y establecer un nivel óptimo de consumo.
  5. Equipos. Comprobar el rendimiento de equipos eléctricos de climatización y ventilación, bombas y calderas.

Eficiencia energética de vehículos

La eficiencia energética de los vehículos, concretamente de los turismos, se clasifica según el RD 837/2002 que expone la Directiva 1999/94/CE. El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) dispone desde 2002 de una base de datos donde incluye todos los modelos de vehículos turismo a la venta en España clasificados según su eficiencia energética. El cálculo de la etiqueta que refleja la eficiencia energética se basa en la comparación entre el consumo de cada vehículo en función de su superficie y la media de su tamaño.

Eficiencia energética de casas

La capacidad de ahorro energético de una vivienda está determinado por una serie de elementos:

-        Orientación estratégica. En climas fríos es recomendable orientar nuestra casa hacia el sur para aprovechar la ganancia solar al máximo, y en climas cálidos orientar aprovechando sombras de otros edificios y árboles.

-        Diseño. Optar por diseños sencillos y consistentes determina gran parte del comportamiento térmico y acústico.

-        Aislamiento. Tejado, techos y muros correctamente aislados, evitando fugas de aire indeseables.

-        Ventilación. Debe ser controlada, evitando filtraciones de aire, y por tanto, fluctuaciones de la temperatura,pérdida de energía, corrientes y humedad.

-        Materiales. Construida con materiales responsables con el medio ambiente.

-        Acústica. El confort acústico de una vivienda, según la OMS, se establece en un máximo de 40db. Se debe tener en consideración los materiales con los que se construyen los tabiques divisorios.

Eficiencia energética de empresas

Al igual que con las viviendas, existen ciertas variables que pueden influir al consumo energético de las empresas:

-        Superficie. Gestionar cómo se utiliza cada parte de la edificación para que tenga los recursos adecuados en cada sección o departamento.

-        Horas de apertura. Tener en cuenta las horas de funcionamiento de las diferentes secciones o departamentos.

-        Clima. Utilizar los sistemas de climatización solo cuando hace falta, evitando hacerlo durante toda la jornada laboral o gran parte de ella y  a una temperatura adecuada.

-        Antigüedad del edificio. Cuanto más antiguo sea el inmueble, menor capacidad de eficiencia energética. Valorar una reforma en puertas y ventanas, ya que es por donde más calor se pierde.

Si estás interesado de conocer otros aspectos de las auditorías energéticas, es probable que te llame la atención nuestra entrada sobre ingeniería petrolífera. El petróleo es uno de los materiales más utilizados para los combustibles y debe ser medido en la manera justa para no tener un impacto medioambiental negativo.

Perito INGENIERO pedir presupuesto