En los últimos años ha crecido notablemente el número de personas que han sufrido lesiones o han fallecido en un accidente de tráfico. Saber cómo reaccionar ante estas situaciones puede ser clave para evitar desgracias.

En algunas ocasiones, la omisión de socorro o la actitud negligente de los servicios de emergencia agrava los daños y aumenta el peligro de los siniestros.

¿Necesita información sobre la actuación en los accidentes de tráfico? En este post encontrarás las claves que debe seguir toda persona que viva una de estas situaciones.

También se tratará el tema de las indemnizaciones por siniestros en carretera. Mostraremos los beneficios de contar con una valoración de las lesiones y con un informe pericial sobre los hechos acontecidos con los transportes.


1. Qué tengo que hacer ante un accidente de tráfico

Cuando pensamos en un accidente de tráfico se nos viene a la cabeza situaciones estresantes y de agobio.

Se trata de casos que pueden tener consecuencias graves y necesitan de actuaciones inmediatas.

El Código Penal dice al respecto que, todos los ciudadanos deben atender a los heridos de un accidente en los siguientes supuestos:

  • Se ve implicado en el accidente
  • Presencia un accidente
  • Tiene conocimiento de que está sucediendo un accidente

El artículo 195 del Código Penal establece que:

``El que no socorriere a una persona que se halle desamparada y en peligro manifiesto y grave, cuando pudiere hacerlo sin riesgo propio ni de terceros, será castigado con la pena de multa de tres a doce meses.´´

Como podemos observar, ante un accidente de tráfico estamos obligado a socorrer a los implicados y ayudarles ante cualquier problema que puede ocasionarse.

2. Cuál es el protocolo de actuación ante un accidente de tráfico

Cuando vivimos alguna de las situaciones mencionadas debemos seguir el protocolo que explicaremos en este post y que explica la DGT.

Proteger

Si somos testigos de un accidente de tráfico tendremos que asegurar la zona para proteger a los posibles afectados y para señalizar a los otros conductores el conflicto que ha sucedido.

Ante cualquier accidente de tráfico, lo primero que tenemos que tener en cuenta es nuestra seguridad. Si para socorrer a los implicados tenemos que hacer maniobras o poner en peligro a otros conductores debemos proseguir la marcha y avisar a los servicios de emergencia.

Para proteger la zona del accidente debemos tener en cuenta una serie de requisitos que son imprescindibles para cumplir con las normas de seguridad:

  • Encender las luces de emergencia
  • Ponerse el chaleco de seguridad reflectante
  • Colocar los triángulos de emergencia
  • Avisar a los demás conductores

En cuanto a los triángulos de emergencia debemos saber que existen dos diferencias en cuanto a su colocación. En autopistas y autovías se situarán al menos a 50 metros del lugar del accidente de tráfico. Si estamos en carreteras secundarias los colocaremos a la misma distancia delante y detrás del vehículo.

El chaleco reflectante será obligatorio cuando un conductor salga del vehículo y ocupe la calzada o el arcén de las vías interurbanas. Queda regulado por el artículo 118.3 del Reglamento de Circulación y por eso tenemos la obligación de llevarlo en nuestro vehículo.

Ante cualquier tipo de siniestro debemos acercarnos con precaución y observar los posibles riesgos del siniestros, estos pueden tener consecuencias devastadoras. Tenemos que tener cuidado ante escapes de gasolina, incendios o mercancías peligrosas.

Nuestros Peritos de Accidentes cuentan con amplia formación en estos casos y puedes asesorarte sobre estos casos. También están capacitados para valorar los daños y ayudarte a conseguir una futura indemnización.

Recopilar información sobre la zona del accidente, ubicación o estado de los pasajeros será clave para poder colaborar en los siguientes puntos del protocolo. De esta forma, a la hora de informar a los servicios, podremos ayudarles a llegar al lugar del accidente.

Alertar

Tras asegurar la zona del siniestro tenemos que avisar a los servicios de emergencia. Para ello podemos llamar al número de teléfono 112 o acudir a uno de los puestos SOS que hay instalados en las carreteras.

Durante la llamada telefónica será de gran utilidad aportar información relacionada con:

  • LUGAR DEL ACCIDENTE DE TRÁFICO: carretera, punto kilométrico, sentido de la conducción, establecimiento cercanos, carteles de indicaciones
  • INFORMACIÓN SOBRE EL SINIESTRO: explicar qué ha pasado y sus consecuencias
  • PERSONAS IMPLICADAS EN EL ACCIDENTE: como se encuentran, si están conscientes, si tienen pulso
  • POSIBLES RIESGOS: incendios, nuevos accidentes de circulación, personas atrapadas

También será interesante proporcionar nuestro número de teléfono para que puedan contactar con nosotros ante cualquier problema. Debemos seguir las indicaciones de los servicios de emergencia y hacer lo que nos indiquen.

En ocasiones surgen problemas con la atención de emergencias. Ante estos casos resulta clave los servicios de un Perito de Accidentes que evalúe la actuación y determine la viabilidad de una reclamación.

Mientras no llegan los servicios de emergencia tenemos que proteger la zona y si es posible situar a los afectados en una zona segura.

Socorrer

Al acercarnos a la zona del accidente, por regla general, no debemos sacar a las víctimas del interior del transporte. Tengamos en cuenta que la mayoría de personas no tenemos conocimientos médicos y podemos causar o aumentar los daños de los afectados.

Tendremos que actuar solo cuando sepamos que podemos ayudar a los individuos que han sufrido el accidente de tráfico. Únicamente podremos hacerlo si consideramos que se trata de una situación de riesgo donde la vida de la persona corra peligro.

En aquellos casos en los que el transporte implicado sea una moto, tenemos que dejar el casco puesto. Aunque existen excepciones como que el motorista no pueda respirar o vaya a vomitar en las que si podemos proceder a quitarlo, pero siempre con cuidado e intentado evitar daños mayores.

A pesar de no tener conocimientos sobre cuidados médicos, todas las personas que ayuden en el accidente pueden colaborar para tranquilizar a las personas implicadas mientras no vienen los servicios de emergencia. A pesar de que no lo creamos, podemos ser un punto de apoyo importante en esos duros momentos.

Tras conocer estos detalles, debemos tener presente que no debemos contaminar, si es posible, la zona del accidente. Esta puede tener datos de gran valor que pueden convertirse en pruebas determinantes para la actuación de nuestros peritos.

3. ¿Es obligatorio socorrer en un accidente de tráfico?

Tanto si estamos implicados en un accidente de tráfico como si no, estamos obligados a prestar ayuda a los afectados.

Negar la asistencia o no atender a las personas con daños supone un delito castigado por el Código Penal. Para colaborar en estos siniestros debemos actuar siempre cumpliendo el protocolo explicado anteriormente: proteger, alertar y socorrer.

El Reglamento General de Circulación, en el artículo 129 hace referencia a la obligatoriedad de los implicados a socorrer a los afectados. Señala que:

``Los usuarios de las vías que se vean implicados en un accidente de tráfico, lo presencien o tengan conocimiento de él estarán obligados a auxiliar o solicitar auxilio para atender a las víctimas, si las hubiera, prestar su colaboración para evitar mayores peligros o daños, restablecer, en la medida de lo posible, la seguridad de la circulación y esclarecer los hechos´´.

Si has sufrido un accidente de tráfico y la otra parte implicada salió de la zona debes saber que tienes el derecho a reclamar. La omisión de socorro es considerado como un delito grave que puede ser castigado hasta con cuatro años de prisión.

En Perito Judicial Group contamos con profesionales expertos en accidentes de tráfico capacitados para evaluar los hechos y determinar el grado de culpabilidad de los implicados.

4. Indemnizaciones por accidentes de tráfico, causa de grandes beneficios económicos

Tras sufrir un accidente de tráfico será necesario estudiar el caso y contar con los profesionales adecuados para reparar los daños sufridos. Si no es posible llegar a un acuerdo mediante un parte amistoso será necesario interponer una reclamación.

Esto puede proporcionar un beneficio económico importante. En colaboración con tu abogado trabajará un Perito de Accidentes. Estos profesionales aportarán información clave sobre:

  • Causas del siniestro de tráfico
  • Atestados policiales
  • Pruebas de alcoholemia
  • Reconstrucción de accidentes
  • Análisis de las pérdidas de los afectados

Esta información será esencial para conseguir la indemnización que te mereces. Para establecer esta cantidad también es de utilidad la interpretación del Baremo de Accidentes de Tráfico.

Un Perito de Accidentes proporcionará información sobre todo lo que rodea a este ámbito. Tenga en cuenta que su valoraciones serán tenidas en cuenta a la hora de establecer la indemnización que corresponde.

La valoración de daños corporales, clave para conseguir una indemnización

Además de la participación de un Perito de Accidentes, también será imprescindible contar con un Perito Médico en los siniestros de tráfico en los que los afectados hayan sufrido daños.

La valoración de estos será clave para demostrar los hechos y conseguir una compensación económica. El Perito Médico se encargará de buscar un nexo de causalidad entre el accidente de tráfico y los daños sufridos.

Nuestros profesionales aplicarán su formación en este sector para evaluar los daños, de la mejor manera posible. Entre las más comunes en un accidente de tráfico podemos señalar:

  • TRAUMATISMOS: por un mal uso del cinturón de seguridad
  • LESIONES MEDULARES: paraplejia, hemiplejia o tetraplejia
  • LESIONES EN LA COLUMNA: latigazo cervical, lumbalgia, cervicalgia
  • LESIONES CEREBRALES

El Perito Médico, en la evaluación de los daños en un accidente de tráfico, plasmará su trabajo en el informe pericial, documento con validez legal en un procedimiento judicial.

5. El Perito de Accidentes, clave para demostrar los daños

Como se ha comentado a lo largo de este post, la actuación del Perito de Accidentes será esencial para saber qué es lo que ha sucedido.

Respecto a la actuación de los implicados, podrá valorar si se comportaron correctamente y cumplieron con las obligaciones establecidas en el Código Penal y la Ley Reguladora de Circulación.

Durante su desempeño aportará información relevante sobre:

  • Responsabilidad de las partes implicadas
  • Velocidad de los vehículos del accidente
  • Conducta de los ocupantes y las personas que presenciaron el siniestro
  • Estado de los transportes y la carretera
  • La viabilidad de ganar un caso

Conocer estos datos es muy valioso a la hora de determinar las indemnizaciones y discutir posibles desacuerdos con las compañías de seguros.

Los Peritos de Accidentes también podrán ayudarte en otros casos como:

  • Accidentes en el transporte público
  • Atropellos sin seguro
  • Impugnación de atestados policiales
  • Daño emergente
  • Concurrencias de culpa en un accidente de tráfico
  • Accidentes laborales  

Si necesitas asesoramiento sobre la actuación en un accidente de tráfico no dude en contactarnos. También estaremos dispuesto a ayudarte en cualquiera de los casos mencionados o relacionados con los siniestros en la carretera.